Alzheimer Aspe

Aspe contra el Alzheimer desarrolla un servicio de atención en domicilio a los enfermos en grado avanzado

 

La asociación presta este servicio a más de 10 familias gracias al apoyo económico de la Fundación Bancaja

 

En contadas ocasiones los enfermos de Alzheimer en grado avanzado de la enfermedad no pueden acceder a los servicios que actualmente presta la asociación Aspe contra el Alzheimer, principalmente debido a la escasez de espacio habilitado y recursos humanos para poder atender la creciente demanda de ayuda que hoy por hoy recibe la entidad sin ánimo de lucro.

Un enfermo de Alzheimer en grado avanzado necesita de una atención constante por parte del cuidador/a y esta tarea recae casi siempre en una mujer (hija, nuera o esposa principalmente), la cual se ve abocada a la pérdida total de su vida privada en beneficio de la atención del enfermo. Esta situación en ocasiones provoca serios problemas emocionales en el cuidador/a principal.

         Debido a ello, la asociación Aspe contra el Alzheimer desarrolla un servicio de atención a domicilio para las personas enfermas de la localidad que por sus características físicas y mentales ya no pueden acceder a los talleres que a diario se realizan. Dicho programa es posible gracias al respaldo de la Fundación Bancaja, que a través de la Convocatoria de Ayudas a Entidades de Interés Público y Social 2010 apoya económicamente esta iniciativa y posibilita que más de 10 familias se estén beneficiando actualmente del servicio de ayuda a domicilio.

         En su propio hogar, el usuario recibe atención especializada, realiza ejercicios suaves, y recibe aseo e higiene y compañía por parte de una auxiliar. Se pretende de esta manera descargar al cuidador y procurar una atención formal profesionalizada a las necesidades del enfermo.

 

         Es un ejemplo más de la apuesta del compromiso social de Bancaja en colaboración con la asociación Aspe contra el Alzheimer para dar respuesta a las necesidades sociales que viven los colectivos más desfavorecidos de la ciudadanía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook